Me presento

Imagen de Natalia83
Natalia83 2 Abril 2021 3 78

Empecé a fumar a los 15, no he llegado a fumar una caja al día pero lo suficiente para saber que me estaba matando... 

A los 24 cansada de la eclavitud, las ojeras, del mal olor de mi ropa y mi pelo decidí luchar contra ello, mi pareja en aquel momento fumaba poco, tampoco era de salir de cervezas de hecho tomaba bebidas sin alcohol, a mi me gustaba más que a él y claramente hay bebidas que asocias a fumar, como el café y cualquier bebida alcoholica.
Me leí el libro de dejar de fumar y nada, tuve que hacerlo 2 veces, leer artículos y ver fotos, lo que me ayudó fue una página web de una persona que contó su historia personal, después de todo algo me hizo clic y lo dejé 6 años, lo había conseguido, podía estar con fumadores y no apetecerme en absoluto, era inmune o eso creía hasta que en un viaje a Ámsterdam con el grupo de amigos de mi novio (todos fumaban menos yo) di alguna caladita aparentemente inofensiva, aquello abrió una puerta en mi subconsciente...

Meses después de aquel viaje hubo grandes cambios, el más grande la ruptura con mi pareja nuestra relación hacía tiempo que ya no funcionaba, nos convertimos en compañeros de piso y apareció alguien en mi vida.
Cambio de casa, cambio de vida, muchas cosas a la vez y mientras pasaba todo eso estaba enamorada como nunca lo había estado y comenzamos a salir, a ir a conciertos, a cenar en terracitas, el fumaba y mucho y a día de hoy también, actualmente es mi marido.

Fui débil y recaí, de repente pides uno, crees que por uno no pasará nada y al poco te estas comprando la cajetilla... y así fue, así estuve 2 años, yo canto bien, no me dedico profesionalmente ahora pero lo he hecho en ocasiones, esos dos años fumando al nivel de mi pareja a mi voz le pasaban factura, perdí armónicos, potencia, capacidad pulmonar... y me había salido un gran proyecto musical... mi marido me dijo que había perdido el brillo en la voz así que asustada lo dejé de nuevo y dure 2 años sin fumar....
 

A día de hoy llevo 3 años fumando pero esta vez lo he sentido diferente, cada intento nuevo me cuesta más, en la rutina con mi marido siempre está presente el tabaco, para mi ha llegado a ser algo muy mental y emocional, cuando me siento mal fumo y eso me hace sentir peor... el año pasado sufrí ansiedad y sumado a la pandemia y a la inseguridad me dió por fumar más, me duele la garganta y se que no hago bien, a veces por la noche me despierto pensando que no lo haré más, que tengo que cuidarme y nada más me levanto me tomo el café me enciendo uno, igual que mi marido... creo que tendré que cambiar rutinas y volver a lavarme el cerebro, la semana que viene tengo ensayo de un proyecto importante y se que tengo que dejarlo para poder hacerlo bien.

La semana pasada llamé al médico para comentarle mi deseo de dejarlo y cómo esta vez me está resultando tan difícil hacerlo por mi misma, la ansiedad aún está ahí aunque ya estoy mucho mejor y me ha recetado Zintabac... como tengo ensayos lo he postergado para después de esos días ya que parece que puede haber efectos secundarios como vomitos, náuseas y no puedo arriesgarme...

Ayer fumé mucho, hoy estoy fatal y he decidido esta semana hacerlo a capón... porque necesito recuperar mi potencia, respetar mi instrumento y respetarme a mi, cuando dejas de fumar la vida es diferente, te concentras en otras cosas, eres más creativo y eres más feliz y relajado, por lo menos eso sentí yo cuando logré dejarlo.... esta semana obligado y si después recaigo empiezo tratamiento pero esta vez tengo que dejarlo para siempre ... me hizo ilusión encontrar este foro, espero encontrar fuerza en vuestras experiencias, no estoy sola, se puede y lo sé 

Comentarios

Imagen de Soledad Ramos
hace 1 semana 21 horas

¡Hola Natalia! Que bueno que estés nuevamente en la lucha, sabemos muy bien que es algo que tenemos que llevar de por vida, algunos fumadores nunca le darán batalla y están los guerreros como vos que año tras año se paran, lucha y ganan nuevamente, ya tenes muy claro como es el proceso, las ganancias que vendrán, las ansiedades y los nervios propios del proceso, pero siempre sabiendo que es un tiempo corto y después vienen buenas cosas, más si tu pasión está acompañada al fin de esté maldito vicio. ¡¡¡Ánimo, estamos acá para acompañarnos en ésta lucha!!!

Contanos cómo te está yendo "a capón" (Estimos que será dejarlo sin medicación, no? Jajaja perdón en Argentina no se usa ese término y no se si lo interprete bien)

Abrazo grandeeeee

¡Soledad!

Imagen de Maimai
hace 6 días 43 mins

Natalia, me uno a los ánimos de Soledad! yo me pasé muuuucho tiempo como tú, pensando "no me creo que me esté haciendo esto a mí misma, mañana lo dejo"... y volvía a caer al día siguiente, sintiéndome mal, etc. No sé como te ocurrirá a tí. Pero a mí las dos veces que he dejado de fumar ha sido como una fuerza que me ha venido de dentro y he dicho YA. Hoy es el día. Se acabó.... y a partir de ahí para mí el truco es tomárselo con ilusión, a pesar de la ansiedad, alegrarse de cada pequeña victoria y saber que lo vas a conseguir y que tú y tu voz vais a estar mucho mejor. A por ello, Natalia,  y mantennos informadas!!

Imagen de Josetxu
hace 3 días 17 horas

Para dejarlo por las buenas y sin ayudas de componentes farmaceúticos es preciso mucha firmeza de espíritu.  pero pienso que es la mejor manera de dejarlo pues de lo contrario creas una dependencia `psicologica y no crees que haya sido por tu propia voluntad, hace dos años yo aproveché unos dias de fiesta en los que los estancos estaban cerrados y corté con esta droga.

Hoy tenia un poco de mono y de repente me he dado cuenta de que cumplia 2 años sin.   Estuviste 6 años, yo casi tres años y ésta es mi tercera vez que lo intento. No te castigues más de la cuenta por las dificultades actuales, piensa que ya has pasado por eso y que tiene remedio. A pesar de que transcurran los años sin probarlo hay que ser muy conscientes de que somos drogadictos y que podemos recaer en cualquier momento,  a lo mejor me paso dos meses sin pensar en el tabaco y un dia cualquiera tengo ganas de fumarme uno, dura poco , pero sigue estando ahí. A mi me ayuda visualizarme que estoy en una reunión tipo drogadictos anónimos y debo levantarme y decir que soy José y que soy un drogadicto, con lo cual me averguenzo de mi mismo por mi pasado, pero me ayuda a pensar que ya no soy aquella persona.

Muchos ánimos Natalia

 

Josetxu